sábado 27 febrero, 2021
Interes General

Por la crisis que deja la pandemia, cerraron bodegones emblemáticos de CABA

 

Dos importantes bodegones de la ciudad de Buenos Aires, cerraron sus puertas por la crisis que dejó la pandemia del covid19.

A la lista de locales gastronómicos que debieron cerrar sus puertas, dentro del contexto de la pandemia, ahora se le suman dos míticos bodegones porteños.

Se trata de El Obrero, ubicado en el barrio de La Boca, y Oviedo, de Palermo. El sector gastronómico es uno de los más golpeados por la pandemia de coronavirus.

En este sentido, el bodegón de La Boca, “El Obrero”, dejó un mensaje a través de su cuenta de la red social Instagram.

Fieles comensales: les queremos comunicar que, a partir de 1 de febrero de 2021, El Obrero se encontrará cerrado por tiempo indeterminado. Les agradecemos por confiar en nosotros una vez más y en caso de una nueva reapertura, será comunicado por este medio. Esperamos que todos tengan un excelente comienzo de año”, dijeron.

“El Obrero”, es un bodegón fue fundado en 1954, que se ubica en la calle Agustín Caffarena 64, del barrio porteño de La Boca y fue declarado de interés cultural por la Legislatura Porteña.

Anteriormente, en medio del ASPO (Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio) impuesto por el Gobierno Nacional para atenuar el avance de la pandemia, ya había cerrado durante meses. Luego, reabrió sus puertas el 23 de noviembre pasado, pero por la baja en las ventas optó por cerrar.

Por su parte, el bodegón “Oviedo”, que se encuentra en Guatemala 5501 del Palermo, cerró de forma definitiva.

José Coto, dueño del bodegón, señaló que la caída de las ventas (facturaba un 30% del nivel pre pandemia) sumado al vencimiento del alquiler y la presión para que dejaran el local por parte de quienes lo administran, llevaron a tomar la decisión, según consignó Infobae.

Llego el momento del adiós amigos”, publicó José en Instagram. “Queremos agradecerles a todos por estos 30 años de trayectoria por brindarnos tantos momentos inolvidables con familia y amigos en nuestra esquina. En lo personal es difícil el momento del adiós. Oviedo es un lugar que me cuidó, educó y me enseñó lo maravilloso que podemos ser. Fueron los mejores años de mi vida y así será por siempre. Ojalá que el destino nos vuelva a cruzar en nuevos proyectos”

Related posts

ESTAMOS EN MOVIMIENTO: SEMANA DE LA MOVILIDAD SUSTENTABLE

Barriosvecinales

¡Bienvenidos a Ciudanza!

Barriosvecinales

El GCBA realizó más de 500 testeos a turistas en el primer día

Barriosvecinales